Ayer tuve un día denso

Ayer tuve un día denso. Por la mañana, tomé unos minutos para pasear. Hice fotos y grabé varios vídeos. No publiqué ninguno.

Irónicamente, horas más tarde, mi hijo me aconsejó lo mismo que decía en uno de estos vídeos: Transforma esa emoción negativa en energía para avanzar hacia tus objetivos. Tuve que reconocer que no estaba siguiendo mis propios consejos.

Hoy ya puedo hacerlo. 

(6:51 revisando este texto). 

Las emociones llevan su tiempo, a veces son rápidas, a veces lentas. Tienen su proceso, su duración. Y el sentimiento sigue, más apagado, como un recordatorio de qué me conviene cambiar.

Puedes tener en cuenta mi formación, puedes tener en cuenta mi experiencia de vida (que probablemente no conoces), pero me gustaría que te tomaras esto como si te estuviera hablando una amiga. 

https://www.linkedin.com/in/belengilcolomer/(Si quieres consultar mi formación puedes seguir el enlace a Linkedin)

foto descargada de canva

Foto descargada de Canva

Texto redactado y publicado por belengilcolomer

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando las cookies continuarán funcionando, para aceptar mi política de cookies y minimizar la ventanilla pulse el botón aceptar. Si no está de acuerdo con las cookies por favor abandone este sitio web. Si continúa navegando sin aceptar las cookies y desea configurarlas pulse en le rogamos se dirija a este enlace ACEPTAR

Aviso de cookies